s

El alma que hablar puede con los ojos también puede besar con la mirada.

El alma que hablar puede con los ojos también puede besar con la mirada.
― Autor: Gustavo Adolfo Becquer

imagen de El alma que hablar puede con los ojos también puede besar con la mirada.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Gustavo Adolfo Becquer
Si pudiera hacerse la disección de las almas, cuantas muertes misteriosas se explicarían.

Si pudiera hacerse la disección de las almas, cuantas muertes misteriosas se explicarían.

XivAlguna vez la encuentro por el mundoy pasa junto a míy pasa sonriéndose y yo digo¿Cómo puede reír?Luego asoma a mi labio otra sonrisamáscara del dolor,y entonces pienso: -Acaso ella se ríe,como me río yo.

XivAlguna vez la encuentro por el mundoy pasa junto a míy pasa sonriéndose y yo digo¿Cómo puede reír?Luego asoma a mi labio otra sonrisamáscara del dolor,y entonces pienso: -Acaso ella se ríe,como me río yo.

Como en cuna de nacar que empuja el mar y que acaricia el cefiro, dormir parecia al blando arrullo de sus labios entreabiertos.

Como en cuna de nacar que empuja el mar y que acaricia el cefiro, dormir parecia al blando arrullo de sus labios entreabiertos.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

El único estado estable es aquel en que todos los ciudadanos son iguales ante la ley.

Pido pues a mi orgullo que siempre vaya del brazo con mi cordura. Y cuando me abandone mi cordura, pues le gusta alzar el vuelo, que mi orgullo vuele siquiera del brazo con mi locura.

La caridad bien entendida empieza por uno mismo.

El pensamiento de marketing está sufriendo un cambio: de maximizar la utilidad que la empresa obtiene de cada transacción a maximizar la utilidad mutua que se obtiene de cada relación.

Frases célebres por autores