s

Una cabeza sin memoria es como una fortaleza sin guarnición.

Una cabeza sin memoria es como una fortaleza sin guarnición.
― Autor: Napoleón I

imagen de Una cabeza sin memoria es como una fortaleza sin guarnición.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Napoleón I
¿Queréis contar a vuestros amigos? Caed en el infortunio.

¿Queréis contar a vuestros amigos? Caed en el infortunio.

El porvenir de un hijo es siempre obra de su madre.

El porvenir de un hijo es siempre obra de su madre.

Cuando no se teme a la muerte, se la hace penetrar en las filas enemigas.

Cuando no se teme a la muerte, se la hace penetrar en las filas enemigas.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

El problema es que la televisión amalgame y convierta en papilla informe la realidad, la ficción, lo fundamental, lo secundario, el divertimento y la reflexión.

Quizá haya enemigos de mis opiniones, pero yo mismo, si espero un rato, puedo ser también enemigo de mis opiniones.

El que come y deja, dos veces pone la mesa.

Despedida Del MarPor más que intente al despedirmeguardarte entero en mi recintode soledad, por más que quierabeber tus ojos infinitos,tus largas tardes plateadas,tu vasto gesto, gris y frío,sé que al volver a tus orillasnos sentiremos muy distintos.Nunca jamás volveré a vertecon estos ojos que hoy te miro.Este perfume de manzanas,¿de dónde viene? ¡Oh sueño mío,mar mío! ¡Fúndeme, despójamede mi carne, de mi vestidomortal! ¡Olvídame en la arena,y sea yo también un hijomás, un caudal de agua serenaque vuelve a ti, a su salinonacimiento, a vivir tu vidacomo el más triste de los ríos!Ramos frescos de espuma... Barcassoñolientas y vagas... Niñosrebañando la miel ponientedel sol... ¡Qué nuevo y fresco y limpioel mundo...! Nace cada díadel mar, recorre los caminosque rodean mi alma, y correa esconderse bajo el sombrío,lúgubre aceite de la noche;vuelve a su origen y principio.¡Y que ahora tenga que dejartepara emprender otro camino!...Por más que intente al despedirmellevar tu imagen, mar, conmigo;por más que quiera traspasarte,fijarte, exacto, en mis sentidos;por más que busque tus cadenaspara negarme a mi destino,yo sé que pronto estará rotatu malla gris de tenues hilos.Nunca jamás volveré a vertecon estos ojos que hoy te miro.

Frases célebres por autores