s

La caridad comienza en mi casa, y la justicia en la puerta siguiente.

La caridad comienza en mi casa, y la justicia en la puerta siguiente.
― Autor: Charles Dickens

imagen de La caridad comienza en mi casa, y la justicia en la puerta siguiente.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Charles Dickens
No fracasa en este mundo quien le haga a otro más llevadera su carga.

No fracasa en este mundo quien le haga a otro más llevadera su carga.

Hay siempre en el alma humana una pasión por ir a la caza de algo.

Hay siempre en el alma humana una pasión por ir a la caza de algo.

Los caminos de la lealtad son siempre rectos.

Los caminos de la lealtad son siempre rectos.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

A TientasSe retrocede con seguridadpero se avanza a tientasuno adelanta manos como un ciegociego imprudente por añadidurapero lo absurdo es que no es ciegoy distingue el relámpago la lluvialos rostros insepultos la cenizala sonrisa del necio las afrentasun barrunto de pena en el espejola baranda oxidada con sus pájarosla opaca incertidumbre de los otrosenfrentada a la propia incertidumbrese avanza a tientas / lentamentepor lo común a contramanode los convictos y confesosen búsqueda tal vezde amores residualesque sirvan de consuelo y recompensao iluminen un pozo de nostalgiasse avanza a tientas/ vacilanteno importan la distancia ni el horarioni que el futuro sea una vislumbreo una pasión deshabitadaa tientas hasta que una nochese queda uno sin cómplices ni tactoy a ciegas otra vez y para siemprese introduce en un túnel o destinoque no se sabe dónde acaba.

Que el cielo exista, aunque nuestro lugar sea el infierno

Si quieres conocer a una persona, no le preguntes lo que piensa sino lo que ama.

Y sólo si se aparta de sí mismo saltará su propia sombra.

Frases célebres por autores