s

FatigaMarcho día y nochecomo un parque desolado.Marcho día y noche entre esfinges caídas de mis ojos;miro el cielo y su hierba que aprende a cantar;miro el campo herido a grandes gritos,y el sol en medio del viento.Acaricio mi sombrero lleno de luz especial;paso la mano sobre el lomo del viento;los vientos, que pasan como las semanas;los vientos y las luces con gestos de fruta y sed de sangre;las luces, que pasan como los meses;cuando la noche se apoya sobre las casas,y el perfume de los claveles gira en torno de su eje.Tomo asiento, como el canto de los pájaros;es la fatiga lejana y la neblina;caigo como el viento sobre la luz.Caigo sobre mi alma.He ahí el pájaro de los milagros;he ahí los tatuajes de mi castillo;he ahí mis plumas sobre el mar, que grita adiós.Caigo de mi alma.Y me rompo en pedazos de alma sobre el invierno;caigo del viento sobre la luz;caigo de la paloma sobre el viento.

FatigaMarcho día y nochecomo un parque desolado.Marcho día y noche entre esfinges caídas de mis ojos;miro el cielo y su hierba que aprende a cantar;miro el campo herido a grandes gritos,y el sol en medio del viento.Acaricio mi sombrero lleno de luz especial;paso la mano sobre el lomo del viento;los vientos, que pasan como las semanas;los vientos y las luces con gestos de fruta y sed de sangre;las luces, que pasan como los meses;cuando la noche se apoya sobre las casas,y el perfume de los claveles gira en torno de su eje.Tomo asiento, como el canto de los pájaros;es la fatiga lejana y la neblina;caigo como el viento sobre la luz.Caigo sobre mi alma.He ahí el pájaro de los milagros;he ahí los tatuajes de mi castillo;he ahí mis plumas sobre el mar, que grita adiós.Caigo de mi alma.Y me rompo en pedazos de alma sobre el invierno;caigo del viento sobre la luz;caigo de la paloma sobre el viento.
― Autor: Vicente Huidobro

imagen de FatigaMarcho día y nochecomo un parque desolado.Marcho día y noche entre esfinges caídas de mis ojos;miro el cielo y su hierba que aprende a cantar;miro el campo herido a grandes gritos,y el sol en medio del viento.Acaricio mi sombrero lleno de luz especial;paso la mano sobre el lomo del viento;los vientos, que pasan como las semanas;los vientos y las luces con gestos de fruta y sed de sangre;las luces, que pasan como los meses;cuando la noche se apoya sobre las casas,y el perfume de los claveles gira en torno de su eje.Tomo asiento, como el canto de los pájaros;es la fatiga lejana y la neblina;caigo como el viento sobre la luz.Caigo sobre mi alma.He ahí el pájaro de los milagros;he ahí los tatuajes de mi castillo;he ahí mis plumas sobre el mar, que grita adiós.Caigo de mi alma.Y me rompo en pedazos de alma sobre el invierno;caigo del viento sobre la luz;caigo de la paloma sobre el viento.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Vicente Huidobro
EllaElla daba dos pasos hacia adelanteDaba dos pasos hacia atrásEl primer paso decía buenos días señorEl segundo paso decía buenos días señoraY los otros decían cómo está la familiaHoy es un día hermoso como una paloma en el cieloElla llevaba una camisa ardienteElla tenía ojos de adormecedora de maresElla había escondido un sueño en un armario oscuroElla había encontrado un muerto en medio de su cabezaCuando ella llegaba dejaba una parte más hermosa muy lejosCuando ella se iba algo se formaba en el horizonte para esperarlaSus miradas estaban heridas y sangraban sobre la colinaTenía los senos abiertos y cantaba las tinieblas de su edadEra hermosa como un cielo bajo una palomaTenía una boca de aceroY una bandera mortal dibujada entre los labiosReía como el mar que siente carbones en su vientreComo el mar cuando la luna se mira ahogarseComo el mar que ha mordido todas las playasEl mar que desborda y cae en el vacío en los tiemposde abundanciaCuando las estrellas arrullan sobre nuestras cabezasAntes que el viento norte abra sus ojosEra hermosa en sus horizontes de huesosCon su camisa ardiente y sus miradas de árbol fatigadoComo el cielo a caballo sobre las palomas.

EllaElla daba dos pasos hacia adelanteDaba dos pasos hacia atrásEl primer paso decía buenos días señorEl segundo paso decía buenos días señoraY los otros decían cómo está la familiaHoy es un día hermoso como una paloma en el cieloElla llevaba una camisa ardienteElla tenía ojos de adormecedora de maresElla había escondido un sueño en un armario oscuroElla había encontrado un muerto en medio de su cabezaCuando ella llegaba dejaba una parte más hermosa muy lejosCuando ella se iba algo se formaba en el horizonte para esperarlaSus miradas estaban heridas y sangraban sobre la colinaTenía los senos abiertos y cantaba las tinieblas de su edadEra hermosa como un cielo bajo una palomaTenía una boca de aceroY una bandera mortal dibujada entre los labiosReía como el mar que siente carbones en su vientreComo el mar cuando la luna se mira ahogarseComo el mar que ha mordido todas las playasEl mar que desborda y cae en el vacío en los tiemposde abundanciaCuando las estrellas arrullan sobre nuestras cabezasAntes que el viento norte abra sus ojosEra hermosa en sus horizontes de huesosCon su camisa ardiente y sus miradas de árbol fatigadoComo el cielo a caballo sobre las palomas.

Yo no tengo orgullos de campanario.

Yo no tengo orgullos de campanario.

Con un olor de olvido en los cabellos, con un sonar de venas misteriosas.

Con un olor de olvido en los cabellos, con un sonar de venas misteriosas.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

En verdad estamos sufriendo simplemente por que, en vez de aceptar su fuerza, intentamos disminuirla, para que se ajuste al mundo que imaginamos vivir...

El comercio mezcla a los hombres, pero no los une.

Perdonar no es olvidar, y en el perdón sin olvido sobran palabras y falta corazón.

La tenacidad es confundida frecuentemente con la obstinación

Frases célebres por autores