s

No tengas ambición personal, y así to consolarás de vivir o de morir venga lo que viniere

No tengas ambición personal, y así to consolarás de vivir o de morir venga lo que viniere
― Autor: Henri-Frédéric Amiel

imagen de No tengas ambición personal, y así to consolarás de vivir o de morir venga lo que viniere

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Henri-Frédéric Amiel
Temen algunas mujeres la soledad de la viudez. No supieron ver que su vida tampoco fue descifrada por el marido. Y que la verdadera serenidad viene casi siempre del monólogo

Temen algunas mujeres la soledad de la viudez. No supieron ver que su vida tampoco fue descifrada por el marido. Y que la verdadera serenidad viene casi siempre del monólogo

No tengas ambición personal, y así to consolarás de vivir o de morir venga lo que viniere

No tengas ambición personal, y así to consolarás de vivir o de morir venga lo que viniere

Dime lo que crees ser y te diré lo que no eres

Dime lo que crees ser y te diré lo que no eres

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Lo mas bonito de los sueños es luchar por conseguirlos,pero claro también es lo más difícil

Visto un león, están vistos todos, pero visto un hombre, sólo está visto uno, y además mal conocido.

La mera idea de que sucedan (los milagros),persiste en la cabeza de mucha gente. Cuando eso muere hace que la gente sea más desgraciada.

La prueba de toda verdad reside, sencillamente, en su eficacia.

Frases célebres por autores