s

La televisión se nos aparece como algo semejante a la energía nuclear. Ambas sólo pueden canalizarse a base de claras decisiones culturales y morales.

La televisión se nos aparece como algo semejante a la energía nuclear. Ambas sólo pueden canalizarse a base de claras decisiones culturales y morales.
― Autor: Umberto Eco

imagen de La televisión se nos aparece como algo semejante a la energía nuclear. Ambas sólo pueden canalizarse a base de claras decisiones culturales y morales.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Umberto Eco
La televisión se nos aparece como algo semejante a la energía nuclear. Ambas sólo pueden canalizarse a base de claras decisiones culturales y morales.

La televisión se nos aparece como algo semejante a la energía nuclear. Ambas sólo pueden canalizarse a base de claras decisiones culturales y morales.

La superstición trae mala suerte.

La superstición trae mala suerte.

Hoy no salir en televisión es un signo de elegancia.

Hoy no salir en televisión es un signo de elegancia.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Te busco en la noche, te encuentro entre sueños, te advierto que traigo desnudos el alma y el cuerpo.

Estoy Viva Como Fruta Madura...Estoy vivacomo fruta maduradueña ya de inviernos y veranos,abuela de los pájaros,tejedora del viento navegante.No se ha educado aún mi corazóny, niña, tiemblo en los atardeceres,me deslumbran el verde, las marimbasy el ruido de la lluviahermanándose con mi húmedo vientre,cuando todo es más suave y luminoso.Crezco y no aprendo a crecer,no me desilusiono,ni me vuelvo mujer envuelta en velos,descreída de todo, lamentando su suerte.No. Con cada día, se me nacen los ojos del asombro,de la tierra parida,el canto de los pueblos,los brazos del obrero construyendo,la mujer vendedora con su ramo de hijos,los chavalos alegres marchando hacia el colegio.Si.Es verdad que a ratos estoy tristey salgo a los caminos,suelta como mi pelo,y lloro por las cosas más dulces y más tiernasy atesoro recuerdosbrotando entre mis huesosy soy una infinita espiral que se retuerceentre lunas y soles,avanzando en los días,desenrollando el tiempocon miedo o desparpajo,desenvainando estrellaspara subir más alto, más arriba,dándole caza al aire,gozándome en el ser que me sustenta,en la eterna marea de flujos y reflujosque mueve el universoy que impulsa los giros redondos de la tierra.Soy la mujer que piensa.Algún díamis ojosencenderán luciérnagas.

Los libros que el mundo llama inmorales son los que muestran su propia vergüenza.

El que se cree feliz es el único feliz

Frases célebres por autores