s

Al que teniendo cama duerme en el suelo, no hay que tenerle duelo.

Al que teniendo cama duerme en el suelo, no hay que tenerle duelo.
― Autor: Refrán

imagen de Al que teniendo cama duerme en el suelo, no hay que tenerle duelo.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Refrán
El buey suelto bien se lame

El buey suelto bien se lame

Hombre bondadoso, nunca envidioso.

Hombre bondadoso, nunca envidioso.

A mujer bonita o rica, todo el mundo la critica.

A mujer bonita o rica, todo el mundo la critica.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

La gente generalmente confunde lo que leen en los periódicos con las noticias.

Lo que es bueno para todos, no es conveniente para ninguno.

Sólo Dios es el verdadero sabio.

Una tarde vinieron a casa las Abuelas y Madres de Plaza de Mayo a contarme lo que pasaba. Algunas serían histriónicas, pero yo sentí que muchas venían llorando sinceramente porque uno siente la veracidad. Pobres mujeres tan desdichadas. Esto no quiere decir que sus hijos fueran invariablemente inocentes pero no importa. Todo acusado tiene derecho, al menos, a un fiscal para no hablar de un abogado defensor. Todo acusado tiene derecho a ser juzgado. Cuando me enteré de todo este asunto de los desaparecidos me sentí terriblemente mal. Me dijeron que un general había comentado que si entre cien personas secuestradas, cinco eran culpables, estaba justificada la matanza de las noventa y cinco restantes. ¡Debió ofrecerse él para ser secuestrado, torturado y muerto para probar esa teoría, para dar validez a su argumento!.

Frases célebres por autores