s

Es la valía personal moneda que tenemos que acuñar nosotros mismos pues recibe cada cual la estimación que a si mismo se concede.

Es la valía personal moneda que tenemos que acuñar nosotros mismos pues recibe cada cual la estimación que a si mismo se concede.
― Autor: Anónimo

imagen de Es la valía personal moneda que tenemos que acuñar nosotros mismos pues recibe cada cual la estimación que a si mismo se concede.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Anónimo
Cásate demasiado pronto y te arrepentirás demasiado tarde.

Cásate demasiado pronto y te arrepentirás demasiado tarde.

La felicidad es algo tan cercano, que muchas veces no la sabemos apreciar sino cuando la perdernos

La felicidad es algo tan cercano, que muchas veces no la sabemos apreciar sino cuando la perdernos

La historia la escriben los vencedores.

La historia la escriben los vencedores.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

La mejor estructura no garantizará los resultados ni el rendimiento. Pero la estructura equivocada es una garantía de fracaso.

Cría cuervos y te sacarán los ojos.

Ya te lo decía yo. Era imposible el olvido. Fuimos verdad. Y quedó.

Si no caminara cotidíanamente en la navaja que separa las nubes del cielo y el infierno y fuera una mujer de lino en un país planchado, desarrollado, lleno de todo lo que aquí nos falta... Seguramente hubiera pasado a tu lado sin mirarte, sin que me vieras. Seguramente, ni vos ni yo estaríamos ahora sentados mirándonos, tocándonos, acariciando, como a un niño el tiempo.

Frases célebres por autores