s

Los hombres se casan por cansancio; las mujeres por curiosidad; ambos quedan chasqueados

Los hombres se casan por cansancio; las mujeres por curiosidad; ambos quedan chasqueados
― Autor: Óscar Wilde

imagen de Los hombres se casan por cansancio; las mujeres por curiosidad; ambos quedan chasqueados

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Óscar Wilde
Ultimamente se han escrito varias obras de teatro sobre la monstruosa injusticia que supone el actual código de moral social. Por supuesto que es una vergüenza insultante que haya una ley para el hombre y otra para la mujer. Yo creo que no debería haber ley alguna para ninguno de los dos.

Ultimamente se han escrito varias obras de teatro sobre la monstruosa injusticia que supone el actual código de moral social. Por supuesto que es una vergüenza insultante que haya una ley para el hombre y otra para la mujer. Yo creo que no debería haber ley alguna para ninguno de los dos.

Cínico: un hombre que sabe el precio de todo y el valor de nada.

Cínico: un hombre que sabe el precio de todo y el valor de nada.

Lo único que se conseguirá diciendo siempre la verdad es ser siempre descubierto.

Lo único que se conseguirá diciendo siempre la verdad es ser siempre descubierto.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Toda la tierra está al alcance del sabio, ya que la patria de un alma elevada es el universo.

A quien teme preguntar, le avergüenza aprender.

Algo más, algo menos, mi querido muchacho, las voces de los hombres son todas un engaño; sólo somos honestos cuando niños, y ya después en el sepulcro.

En esta vida la primera obligación es ser totalmente artificial. La segunda todavía nadie la ha encontrado.

Frases célebres por autores