s

La belleza complace los ojos; la dulzura encadena el alma.

La belleza complace los ojos; la dulzura encadena el alma.
― Autor: Voltaire

imagen de La belleza complace los ojos; la dulzura encadena el alma.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Voltaire
La vacilación es el más vehemente indicio de la debilidad de carácter

La vacilación es el más vehemente indicio de la debilidad de carácter

La democracia sólo parece adecuada para un país muy pequeño.

La democracia sólo parece adecuada para un país muy pequeño.

El secreto de aburrir a la gente consiste en decirlo todo

El secreto de aburrir a la gente consiste en decirlo todo

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Dicen que soy un gran escritor. Agradezco esa curiosa opinión, pero no la comparto. El día de mañana, algunos lúcidos la refutarán fácilmente y me tildarán de impostor o chapucero o de ambas cosas a la vez.

La vida está llena de riesgos de todos modos, ¿Porqué no tomarlos entonces?

Desde el punto de vista de la economia de las relaciones humanas, es preferible unirse a una persona poco de fiar pero tierna que a una persona fría pero digna de confianza. Contra las personas poco fiables hay un remedio: conocer a los seres humanos; en cambio, la frialdad acaba congelando irremediablemente todo vinculo hasta condenarlo a la esterilidad.

El silencio es como el viento: atiza los grandes malentendidos y no extingue más que los pequeños.

Frases célebres por autores