s

Enseñar no es una función vital, porque no tienen el fin en sí misma; la función vital es aprender.

Enseñar no es una función vital, porque no tienen el fin en sí misma; la función vital es aprender.
― Autor: Aristóteles

imagen de Enseñar no es una función vital, porque no tienen el fin en sí misma; la función vital es aprender.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Aristóteles
¿Cómo no será absurdo que cuando uno es feliz no se reconozca con verdad la felicidad que posee por no querer declarar felices a los que viven, a causa de las mudanzas de las cosas y por entender la felicidad , mientras las vicisitudes de la fortuna giran incesantemente en torno de ellos?.

¿Cómo no será absurdo que cuando uno es feliz no se reconozca con verdad la felicidad que posee por no querer declarar felices a los que viven, a causa de las mudanzas de las cosas y por entender la felicidad , mientras las vicisitudes de la fortuna giran incesantemente en torno de ellos?.

Todo hombre, por naturaleza, desea saber.

Todo hombre, por naturaleza, desea saber.

Algunos creen que para ser amigos basta con querer, como si para estar sano bastara con desear la salud.

Algunos creen que para ser amigos basta con querer, como si para estar sano bastara con desear la salud.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Ni el sol, ni la muerte pueden mirarse fijamente.

A cartas, cartas, y a palabras, palabras.

Lo que quiero es que la gente llegue a su casa, se siente en su mesa, coma sus frijolitos, sus huevitos y que muy a gusto disfrute de la telenovela.

En cuestiones de ciencia, la autoridad de mil no vale lo que el humilde razonamiento de un sólo individuo.

Frases célebres por autores