s

No soy ni mucho menos ateo, pero no puedo creer todo lo que me dicen en contra de mi razón sin ser falso e hipócrita.

No soy ni mucho menos ateo, pero no puedo creer todo lo que me dicen en contra de mi razón sin ser falso e hipócrita.
― Autor: Napoleón Bonaparte

imagen de No soy ni mucho menos ateo, pero no puedo creer todo lo que me dicen en contra de mi razón sin ser falso e hipócrita.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Napoleón Bonaparte
A partir de ahora, la verdadera fuerza de la República francesa ha de consistir en no admitir que exista una sola idea nueva que no le pertenezca.

A partir de ahora, la verdadera fuerza de la República francesa ha de consistir en no admitir que exista una sola idea nueva que no le pertenezca.

Es importante que el pueblo de París no se crea que es la nación.

Es importante que el pueblo de París no se crea que es la nación.

Es necesario que la moral y las ideas políticas de la generación que está formándose dejen de depender de la noticia del día o de las circunstancias del momento.

Es necesario que la moral y las ideas políticas de la generación que está formándose dejen de depender de la noticia del día o de las circunstancias del momento.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

A lo que no puede ser, paciencia.

Cual es el padre, así los hijos salen.

Los fanatismos que más debemos temer son aquellos que pueden confundirse con la tolerancia

InsinuaciónOh, ven, ven, ¿a qué esperas?Los árboles te llamanagitando sus miembros infinitos.La tierra abre sedientala boca, y modificala incómoda postura de sus muslos.Sus párpados entoldan los tejados.Alborotan los niños de la escuela.Se hace más tersa y suavela mejilla frutal de las mujeres.Y acarician mi frente anubarrada,barriéndola de duros pensamientoslos plumeros de seda de la brisa.Oh, ven prontoa adormecer -silencio- nuestros sueños,contándoles tu historia sin sentido,tan casta y voluptuosa,toda de besos mudosy calladas sorpresas.

Frases célebres por autores