s

Esas flores de cerezo que tanto me embelesaron desaparecieron de la tierra.

Esas flores de cerezo que tanto me embelesaron desaparecieron de la tierra.
― Autor: Kobayashi Issa

imagen de Esas flores de cerezo que tanto me embelesaron desaparecieron de la tierra.

Deja tu comentario

Imágenes relacionados con frases de Kobayashi Issa
Cansadamente sueña el viejo pino todavía no es Buda.

Cansadamente sueña el viejo pino todavía no es Buda.

En el blanco rocío me ejercito al paraíso.

En el blanco rocío me ejercito al paraíso.

El niño que imita al cormorán es aún más maravilloso.

El niño que imita al cormorán es aún más maravilloso.

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

Gran vergüenza y afrenta nuestra es, que un sólo fraile (Martín Lutero), contra Dios, errado en su opinión contra toda la Cristiandad, así del tiempo pasado de mil años ha, y más como del presente, nos quiera pervertir y hacer conocer, según su opinión, que toda la dicha Cristiandad seria y habría estado todas horas en error. Por lo cual, Yo estoy determinado de emplear mis Reinos y señoríos, mis amigos, mi cuerpo, mi sangre, mi vida y mi alma.

No busques premio, porque tú tienes una gran recompensa en esta tierra: tu alegría espiritual, que sólo el justo puede gozar.

Si al franquear una montaña en la dirección de una estrella, el viajero se deja absorber demasiado por los problemas de la escalada, se arriesga a olvidar cual es la estrella que lo guía.

No diré que esa noche que sólo a ti te digo se me encendió en la sangre lo que soñé contigo

Frases célebres por autores