s

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

José Ingenieros

Giuseppe Ingegnieri, conocido como José Ingenieros nació el 24 de abril de 1877 en Palermo, Italia. Durante su adolescencia estudió en el Instituto Nacional, aunque desde bien pequeño trabajó corrigiendo pruebas en una imprenta, pues su padre era periodista, y su situación económica no era buna. Ya desde temprana edad se dedicó a las traducciones de libros del italiano al francés o al inglés. El 1888 ingresó en Buenos Aires en el Colegio Nacional, que dirigía Amancio Alcorta. En 1892 fundó el periódico La Reforma, y un año más tarde comenzó sus estudios en la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires, donde se graduó como farmacéutico en 1897 y consiguió el título de doctor en 1900. En 1903 logró un premio de la Academia Nacional por su libro «Simulación de la locura» y fue nombrado Jefe de la Clínica de Enfermedades Nerviosas de la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires. En 1902 comenzó a dirigir los archivos de Psiquiatría y Criminología, haciéndose cargo, años más tarde del Instituido de Criminología de la Penitenciaria Nacional de Buenos Aires. En 1904 consiguió la Cátedra de Psicología Experimental. En 1908 fundó la Sociedad de Psicología. Y un año más tarde fue elegido Presidente de la Sociedad Médica Argentina y Delegado Argentino del Congreso Científico Internacional de Buenos Aires. En 1914, en su estancia en Lausana, Suiza se casa con Eva Rutenberg, con la que tuvo cuatro hijos. En 1918, tras haber viajado por las grandes universidades europeas, fue elegido Vicedecano de la Facultad de Filosofía y Letras. En 1919 abandonó el mundo académico para comenzar una etapa política, y un año más tarde fue miembro del grupo «Claridad» de ideología comunista. En 1925 creó el mensuario «Renovación» que era parte de su lucha contra el imperialismo, donde escribía con pseudónimos como Julio Barreda Lynch o Raúl H. Cisneros. Pero con el tiempo llegó a simpatizar más con el comunismo. Murió el 31 de octubre de 1925 en Buenos Aires con la edad de 48 años.
imagen de José Ingenieros

Deja tu comentario

Frases Célebres con imágenes de José Ingenieros

Sin ideales sería inexplicable la evolución humana

No se nace joven, hay que adquirir la juventud. Y sin un ideal, no se adquiere.

Los hombres y pueblos en decadencia viven acordándose de dónde vienen; los hombres geniales y pueblos fuertes sólo necesitan saber a dónde van.

La vida humana representa, la mayor parte de las veces, una ecuación entre el pasado y el futuro.

La imaginación y la experiencia van de la mano. Solas no andan.

Enseñemos a perdonar; pero enseñemos también a no ofender. Sería más eficiente.

En la utopía de ayer se incubó la realidad de hoy, así como en la utopía de mañana palpitarán nuevas realidades

Admitamos que la primera vez se ofende por ignorancia; pero creamos que la segunda suele ser por villanía.

A los hombres fuertes les pasa lo que a los barriletes; se elevan cuando es mayor el viento que se opone a su ascenso.

« Ant 1 Sigt »

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

No hay paz sin justicia, no hay justicia sin perdón.

Me apoderaré del destino agarrándolo por el cuello. No me dominará.

Detrás de un gran hombre hay una gran mujer y detrás de ésta su esposa.

Sólo te ama aquel que ama tu alma.

Las cualidades sublimes infunden respeto; las bellas amor.

La AmanteSoy la amanteque estrenas,la nueva, la eterna,la de muslos trigueños,columnas segurasque se abren perfectamentepara dar pasoa tu mar ancho y espeso.Soy la de paralelas montañas,erectas, duras,por donde han caminadopájaros heridos de amor.Soy la amante nocturna,la de noctámbulos besos,( mis ojos, túneles profundosdonde se pierde la soledad).Soy la de siempre, la eterna,la que te arranca el hastíode cada costado,la que se tiende plácidamente,la que se para,la que te sorprende,la que se quita las vestidurasy se lava en tu río claro.Soy la que te crucificacon mis ojos, con mi lengua,la que se pierdeen tu mirada lela,la que infatigablerecorre tu cuerpo,la que vibra con devociónen tu silencioso mundo.Soy ella, la eterna,la antigua, la nueva,la de siemprela que se cierrala que se abrela de ambivalentes tardes.Soy la que renace,la que se abrela que se cierra.

No soy ni mucho menos ateo, pero no puedo creer todo lo que me dicen en contra de mi razón sin ser falso e hipócrita.

El brazo del universo moral es largo, pero se dobla hacia la justicia.

Frases célebres por autores