s

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Francois R. Chateaubriand

François-René, vizconde de Chateaubriand, conocido como François R. Chateaubriand nació el 4 de septiembre de 1768 en Saint-Malo, en el castillo de Combourg, Bretaña. Con veinte años se unió al ejército, gracias a esto conoció la vida en palacio y a Luis XVI. Cuando salta la Revolución Francesa en 1789 se posicionó a favor de la monarquía constitucional, y en contra de la revolución, a causa de estas ideas fue perseguido. En 1791 visitó Estados Unidos, y su estancia inspiró sus obras «Les Nátchez», «Atala», «René» y «Yermo». Pero con la muerte de Luis XVI volvió a Francia para alistarse en el ejército realista. En 1792 fue herido en Thionville, pero cuando se recuperó se afincó en Londres durante siete años. En esa época escribió «Essai historique sur les Révolutions». En 1802 consiguió gran fama con «El genio del cristianismo». Sin embargo, fue un gran admirador de Napoleón, quien le dio varios trabajos, aunque al final separó su destino del de Napoleón, dedicándose a viajar. En 1811 empezó a formar parte de la Academia Francesa, siendo su discurso muy crítico con la Revolución Francesa, por lo que enfadó a Napoleón. Cuando el gobierno de éste acabó, Chateaubriand volvió a la estela política, defendiendo sus ideas. En 1821, fue embajador en Berlin, y al año siguiente en Londres, siendo además durante un par de años Ministro de Asuntos Exteriores. Pero su vida política acabó en 1830 cuando se negó a jurar lealtad a Luis Felipe. En este momento se dedicó a escribir sus memorias «Memorias de ultratumba». Murió en París el 4 de julio de 1848.
imagen de Francois R. Chateaubriand

Deja tu comentario

Frases Célebres con imágenes de Francois R. Chateaubriand

¿Qué es el amor?. Es la locura de la amistad

Una sola palabra basta para destruir la dicha de los hombres

La verdadera felicidad cuesta poco; si es cara, no es de buena clase

El escritor original no es aquel que no imita a nadie, sino aquel a quien nadie puede imitar

El amor se goza en la abnegación y el sacrificio

« Ant 1 Sigt »

Tenemos una frase para ti!.

¿Cuál es mi Texto Bíblico para Hoy?

Frases más vistos
imagen de ...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

...Ya no me importa tu destino, ya sólo quiero hallar el mío, ya no siento que mi vida valga menos que tu auséncia...

imagen de Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

Es mejor cien metros de encaje negro, que un negro te encaje sus cien metros.

imagen de Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Como hace un puto para sacarse un condon del culo?.......se tira un pedo

Mejores imagenes del momento

PoemaTe amo por ceja, por cabello, te debato en corredoresblanquísimos donde se juegan las fuentes de la luz,te discuto a cada nombre, te arranco con delicadeza de cicatriz,voy poniéndote en el pelo cenizas de relámpagoy cintas que dormían en la lluvia.No quiero que tengas una forma, que seasprecisamente lo que viene detrás de tu mano,porque el agua, considera el agua, y los leonescuando se disuelven en el azúcar de la fábula,y los gestos, esa arquitectura de la nada,encendiendo sus lámparas a mitad del encuentro.Todo mañana es la pizarra donde te invento y te dibujo,pronto a borrarte, así no eres, ni tampococon ese pelo lacio, esa sonrisa.Busco tu suma, el borde de la copa donde el vinoes también la luna y el espejo,busco esa línea que hace temblar a un hombreen una galería de museo.Además te quiero, y hace tiempo y frío.

Si estás solo, serás todo tuyo, y si estás acompañado por una sola persona, serás medio tuyo.

Existe algo mucho más escaso, fino y raro que el talento. Es el talento de reconocer a los talentosos.

Si tenéis el hábito de tomar las cosas con alegría, rara vez os encontraréis en circunstancias difíciles.

El éxito consiste en vencer el temor al fracaso.

Vivir es no estar seguro, no saber nada acerca del próximo momento. En el momento en que sabes comienzas a morir un poco. El artista nunca sabe por completo; adivina. Tal vez nos equivocamos, pero damos salto tras salto en la oscuridad.

Se puede hacer mucho con el odio, pero más aún con el amor

Si la gloria viene después de la muerte, no tengo prisa.

Frases célebres por autores